...

Fotos enviadas

PIDEN QUE NO CANTE EL "POLLO". La Audiencia Nacional paralizó, in extremis, la extradición de Hugo ‘El Pollo’ Carvajal. La noticia cayó como un balde de agua fría sobre Pedro Sánchez, José Luis Rodríguez Zapatero y Juan Carlos Monedero, quienes anhelan que el exjefe de Contrainteligencia chavista deje de ‘cantar’ al juez los turbios vínculos de la izquierda y extrema izquierda con el régimen de Nicolás Maduro.

A pesar de las constantes presiones y maniobras del Gobierno PSOE-Podemos y compinches, empeñados también en controlar el Poder Judicial, los jueces se resisten.

La Sección Tercera de la Sala de los Penal de la Audiencia Nacional acordó suspender la entrega del chavista a EEUU por un “error material en la redacción del auto”. De esta forma, la Audiencia se corrige a sí misma, dado que el jueves 21 de octubre rechazó suspender la extradición.

En una providencia, los magistrados, a petición de la defensa del que fuera jefe de los espías de Hugo Chávez, entiende que el Pleno de la Sala no cumplimentó un auto del propio Pleno que debe formalizarse antes de ejecutar la entrega.

“Teniendo en cuenta lo expresado en el último párrafo del fundamento jurídico quinto del auto del 24 de enero de 2020 dictado por el Pleno de la Sala de lo Penal desestimando incidente de nulidad de actuaciones, lo que no se recoge en su parte dispositiva, en aras a la tutela judicial efectiva, queda en suspenso la materialización de la entrega a los Estados Unidos de América del Norte y remítase copia testimoniada del escrito de la defensa y del presente proveído al Pleno de la Sala para que resuelva”, indica la providencia.

La entrega del militar venezolano a EEUU estaba programada para este sábado. Esta extradición ya fue acordada en 2020, pero no se ejecutó en su momento porque ‘El Pollo’ Carvajal se fugó. Tras ser detenido el pasado 9 de septiembre en Madrid, el exjefe del Gobierno de Hugo Chávez presentó un recurso que permitió suspender su entrega a Washington hasta que se resolviera la petición de asilo que formuló en 2019 y que finalmente el Ministerio de Interior le ha denegado esta semana.El ex jefe de la Inteligencia venezolana tenía previstas dos citas con la Justicia española la próxima semana. La primera de ellas, la del martes, se mantiene. El Tribunal Supremo tiene en agenda estudiar el recurso que presentó en 2020 contra la decisión del Gobierno de Pedro Sánchez de extraditarle a Estados Unidos.

La segunda era declarar como testigo ante el juez de la Audiencia Nacional Manuel García-Castellón en la causa reabierta sobre la financiación de Podemos. El magistrado decidió convocarle después de que el ex mando venezolano entregara documentos que reflejarían pagos de los gobiernos de Chávez y Maduro a miembros del equipo fundacional de Podemos, así como un escrito donde apunta a envíos de dinero a la formación ‘morada’ a través de Cuba y Venezuela.

El ex jefe de la Inteligencia venezolana, Hugo El Pollo Carvajal, ha desvelado uno de los secretos mejor guardados del kirchnerismo: la famosa maleta que confiscaron en un control aeroportuario a Guido Antonini Wilson con 800.000 dólares (546.000 euros), destinados a la financiación de la campaña electoral de Cristina Kirchner, era sólo la punta del iceberg. En un escrito al que ha tenido acceso en exclusiva OKDIARIO, Carvajal confiesa al juez Manuel García-Castellón que antes que ese viaje hubo otros «20 vuelos con entregas previas de 1 millón de dólares cada una y entregadas sin problemas, ya que pagaban a funcionarios del aeropuerto argentino que los dejaban pasar sin ningún inconveniente».

La confesión de Carvajal podría poner fin al mayor interrogante que rodeaba el valijagate argentino y es la cantidad total de dinero negro con la que se pagó la campaña electoral con la que Cristina Kirchner llegó al poder en 2007. Al menos, según el ex jefe de la Inteligencia chavista, se entregaron 21 millones de dólares.

Hay que recordar que fue el mismo Wilson -un empresario venezolano radicado en Miami- quien aseguró al FBI que los 800.000 dólares que llevaba a bordo de un avión procedente de Caracas pagado por una empresa pública argentina procedían de la estatal venezolana Petróleos de Venezuela (PDVSA). La operación se fue al traste por culpa de una ex controladora de la Policía de Seguridad Aeroportuaria llamada María Luján Telpuk, ajena al cambalache bolivariano, y que fue la persona que interceptó la maleta con dinero negro de Wilson a su paso por la Aduana argentina. Tras el escándalo se hizo tan famosa que acabó posando para Playboy.

El kirchnerismo siempre negó cualquier relación con el valijero Guido Antonini Wilson. «Es un mequetrefe de alquiler. Le han pagado para decir cualquier cosa y entonces se puede esperar cualquier cosa», llegó a decir el entonces ministro de Justicia, Aníbal Fernández. El ex ministro kirchnerista tuvo que tragarse sus palabras cuando se conoció un vídeo donde se veía a Wilson en la Casa Rosada –el palacio presidencial argentino– dos días después de que la Aduana y la Policía de Seguridad Aeronáutica le incautara la valija el 4 de agosto del 2007 en el Aeroparque Jorge Newbery de Buenos Aires.

Wilson no viajaba sólo en ese exclusivo vuelo. En aquel jet privado de Royal Class pagado por la empresa estatal de energía Enarsa también viajaban Claudio Uberti, ex titular del órgano de Control de Concesiones Viales (OCCOVI); Victoria Carolina Bereziuk , una persona de íntima confianza del entonces presidente Néstor Kirchner y Exequiel Omar Espinosa, presidente de Enarsa. Lo que vino a confirmar que el valijagate era que funcionarios venezolanos y argentinos participaban del tráfico de dinero negro engrasando la cleptocracia kirchnerista. La llegada de este vuelo coincidió con una visita de Hugo Chávez a Argentina para apadrinar a Cristina Kirchner.

En los vuelos a los que se refiere El Pollo Carvajal podrían haber venido muchas más maletas con dinero. Antonini declaró ante la Justicia estadounidense que se enteró posteriormente de la existencia de una segunda maleta cargada con 4,2 millones de dólares por una conversación en un hotel con Diego Uzcátegui Matheus, entonces gerente de PDVSA América. Esto elevaba la cifra de dinero negro transportado en ese vuelo a cinco millones dólares.

La Justicia de Estados Unidos concluyó que el dinero de las valijas provenía del saqueo de PDVSA a manos del Gobierno de Chávez, y que tenían como destino la campaña electoral de Cristina Fernández para octubre de 2007. Antonini quedó en libertad en Miami a cambio de colaborar con la Justicia y desentrañar toda la trama chavista que regó con manguerazos de dinero al kirchnerismo.

LAS MALETAS DE DELCY

El caso que ha desvelado ahora El Pollo Carvajal coincide en el modus operandi con lo sucedido en la madrugada del 19 y 20 de enero de 2020, cuando la número 2 del régimen venezolano aterrizó en la terminal de vuelos privados del aeropuerto de Barajas. Allí mantuvo una reunión, dentro del jet privado en el que viajó, con el por entonces ministro José Luis Ábalos. Pero lo llamativo del caso es que un testigo –de esto dejó testimonio ante notario– aseguró que Delcy Rodríguez no viajaba sola.

“El personal de Sky Wallet traslada dos carros con maletas al exterior de la zona pública para ponerlos en los vehículos sin pasar ningún control de aduanas”, aseguró el testigo. Ni Delcy Rodríguez, que pasó la noche en la terminal ejecutiva, ni el equipaje que la acompañaba pasaron los filtros de seguridad obligatorios para cualquier persona en el aeropuerto de Barajas.

Cabe agregar que también involucra a otros expresidentes izquierdistas de la región americana y movimientos europeos a los cuales Hugo Chaves enviaba dinero de apoyo para la revolución de la izquierda y que pudiera llegar al poder en cada país, entre ellos, Lula Da Silva, Evo Morales, Fernando Lugo de Paraguay, Ollanta Humala en Perú, Zelaya en Honduras, Gustavo Petro en Colombia, Movimiento Cinco Estrellas en Italia y Podemos en España.

Mas fotos

Tel. +598 42223942 +598 42223283 +598 42250347 Al Aire | SMS 098 995 925 whatsapp : 093 769 818
FmGente 107.1